Publicado el Deja un comentario

3 aspectos básicos para encontrar la mochila perfecta.

Encontrar la mochila adecuada no es fácil. Hay muchas opciones en el mercado pero todo comienza eligiendo el material adecuado, el tamaño, características y tomar la mejor decisión en cuanto a ergonomía y duración.

1. Elegir el material adecuado

Elige entre un material más blando o rígido,  para ello debes tener en cuenta el uso que le vas a dar.  Si es una mochila para tú día a día, o la vas a usar para tus escapadas de fin  de semana.  Si decides escaparte un fin de semana, puede ser preferible el material blando al rígido, puesto que puedes meter más equipaje dentro.  Una mochila blanda es más flexible y espaciosa.

Cuando es para tu uso diario, deberías elegir una mochila más rígida ya que son más resistentes y protegen mejor los objetos.

Tener en cuenta las condiciones meteorológicas del destino es importante, y aquí siempre es mejor el material rígido: son más resistentes al agua y al viento.

2. Elegir el tamaño adecuado

A la hora de elegir una mochila, recuerda que las mochilas se miden en volumen de capacidad, es decir, cuánto espacio cubre la mochila y no cuánto peso soporta (es por ello que las medidas están en LITROS ¡y no en kilos!).  

Aun así recuerda que cuanto más grande sea una mochila, generalmente más la llenas y por ende más pesa. Por lo tanto,  tenemos que ser conscientes de cuánto peso soporta nuestro cuerpo para no sufrir lesiones.

Normalmente,  una persona no debería superar nunca el 25% de su propio peso y lo ideal sería cargar entre un 15% y un 20%. Por ejemplo, una persona que pesa alrededor de 60kg no debería, idealmente, transportar cargas mayores de 15kg.

3. Elegir un modelo ergonómico

El día a día con una maleta pesada puede ser difícil, por eso necesitas hacer que tus desplazamientos sean lo más cómodos posible.

Muchas veces se le da poca importancia a la elección de la mochila y simplemente se elige por «diseño», «color» o «marca» y esto puede traducirse en «muchos problemas» luego. Escoger la mochila que se adecúe a tu estatura, peso y contextura física evitará que dañes tu columna y hombros, y resultará más fácil y cómoda cargarla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.